martes, mayo 29, 2007

El pastel de chocolate de Emilie - Gâteau au chocolat d’Emilie



Esta tarta de chocolate es en realidad un brownie. Es el primer brownie que aprendí hacer, hará ya más de 10 años, en compañía de mi amiga Emile. Es ya un clásico que me ha acompañado en muchas ocasiones…nos las voy a recordar ahora una por una porque no tendría sentido.
En mi cuaderno de recetas viene como pastel de chocolate de Emilie, la receta es de ella, y aunque desde entonces he leído cientos de recetas y variaciones, rara vez he introducido alguna; lo preparo casi siempre igual que al principio;
Esta vez lo preparé para la fiesta de fin de curso de la escuela de idiomas y presté un poco más de importancia en la presentación: he utilizado hojas especiales para “imprimir” dibujos encima del chocolate: como no sabía si estas hojas me valdrían para utilizarlas directamente encima del bizcocho, lo cubrí antes con una fina capa de chocolate negro aromatizado con pimienta larga (variación…).
Si no os equivocáis con el tiempo de cocción en el horno, os aseguro que se trata de un pastel exquisito – un poco pesado como postre para mi gusto – pero excelente como merienda. Se puede acompañar con helado de vainilla o con sorbete de mango o naranja.

Para un molde de 25-26 cm de diámetro:

250 gr de chocolate negro (en este caso:Valrhona Noir Gastronomie 61% de cacao)
250 gr de mantequilla
150 gr de harina de trigo
4 huevos de tamaño medio
150 gr de azúcar (reduciendo de 200)

Opcional para decorar:
100 gr de chocolate negro
Un poco de mantequilla
Una pizca de pimienta larga molida

Fundir el chocolate con la mantequilla en baño maría muy suave. Mientras tanto batir as claras a punto de nieve y las yemas con el azúcar. Tamizar la harina. Añadir la mezcla de chocolate-mantequilla en la mezcla de las yemas poquito a poco batiendo. Añadir con una cuchara la harina y mezclar lo justo; no demasiado. Incorporar finalmente las claras con movimientos envolventes. Untar el molde con mantequilla o utilizar papel de cera para cubrir la base y echar dentro la mezcla. Precalentar el horno a 180º C e introducir el pastel. El tiempo medio de cocción es de 25 minutos. El punto ideal es cuando el centro haya quedado ligeramente húmedo (la punta del cuchillo no saldrá muy limpia). Dejar enfriar. Si se quiere decorar, fundir el chocolate con la mantequilla, añadir la pimienta y dejar que la mezcla caiga en el centro del pastel. Extender un poco con una espátula y dejar que caiga por los lados.

It’s all Greek to me!
EN

Emilie’s chocolate cake

You will need a 25-26cm baking tin:

250g dark chocolate (in this case I used
Valrhona Noir Gastronomie 61% cocoa solids)
25 g butter
150 g plain flour
4 medium eggs
150 g caster sugar (200 g in initial recipe)

Optional, if you want to decorate your cake:
100 g dark chocolate
Some butter
A pinch of ground long pepper


Melt the chocolate and the butter in a heatproof bowl over simmering water (the bowl should not come in contact with water). Whisk the egg whites until soft peaks form and then beat the egg yolks with the sugar. Add the melted chocolate and butter in the eggs and sugar mixture. Sift the flour and stir gently into the mixture. Fold then gently the egg whites. Pour the mixture into the tin (brush previously with melted butter or line it with greaseproof paper) and bake in preheated oven (180º C) for about 25 minutes. The inside should be soft (try to insert a clean knife in the centre that should not come out dry). If you want to decorate your cake, leave it to cool completely. Then melt the chocolate and the butter over simmering water and add the long pepper. Pour the chocolate over the top of the cake and let it go down gently at the sides.
Serve alone or with vanilla ice cream, mango or orange sorbet.


J’y perds mon latin!
FR


Gâteau au chocolat d’Emilie

Pour un moule de 25 à 26 cm de diamètre

J’essaie de traduire cette recette en français. Francophones de tout le monde : Pardonnez moi !!! Vous comprenez que chaque gâteau a son histoire et cette là est 100% française…

250 gr de chocolat noir (en ce cas Valrhona Noir Gastronomie à 61% de cacao )
250 gr de beurre doux
150 gr de farine
4 œufs
150 gr de sucre semoule (j’ai réduit la quantité originale de 200 gr)

Optionnel pour décorer votre gâteau :
100 gr de chocolat noir
Un peu de beurre
Une pointe de poivre long en poudre

Faites fondre le chocolat et le beurre au bain marie. Montez les blancs en neige. Dans un saladier mélangez le sucre et les jaunes jusqu’á obtenir un mélange crémeux. Ajoutez le chocolat et le beurre fondu aux jaunes et après incorporer la farine. Ajoutez les blancs délicatement au mélange du chocolat. Versez la préparation dans un moulé beurré ou couvert de papier Enfournez pendant environ 25 min. Surveillez la fin de la cuisson en piquant le gâteau avec la lame d'un couteau : elle ne doit pas ressortir très sèche; on le dégout mieux moelleux. Laissez refroidir avant de décorer avec un nappage de chocolat (faites fondre le chocolat et le beurre au bain marie, ajoutez le poivre long et couvrir le gâteau). Servez avec de la glace á la vanille ou avec du sorbet á la mangue ou á l’orange.



martes, mayo 22, 2007

Mayo romántico II – Raviolis de color rosa Romantic May I I– Pink raviolis

¿Para qué voy a mentir? Puedo vivir sólo con pasta. Pasta todos los días: para desayunar, para comer y para cenar; pasta para hacer y pasta para soñar…
Los colores en la pasta son importantes: no sólo cambian el sabor, sino también el apetito y te dan esta nota juguetona durante la comida; eso es: te diviertes comiendo. Yo me divierto pensando también en posibles ingredientes que podrían dar un color original a la pasta, y me divierto preparándolos. Uno de mis preferidos es el negro: la pasta negra con tinta de sepia. Cuando está recién hecha huele a mar y recuerdas las vacaciones y las olas. No sé, es una sensación muy fuerte para describirla: parece que estás comiendo con la memoria o algo así. Esos sabores (y colores…) tan intensos como este último se casan con muy pocos ingredientes; Se les deja para que resalte su aroma y se disfutan mejor sólo con un poco de aceite de oliva...
Esta vez, fiel a lo que dicta esta época del año y la anterior entrada del blog, quería hacer raviolis de color rosa (el color no ha resultado tan brillante como yo esperaba, pero por lo demás creo que todo salió bien.) Preparé dos rellenos: En realidad había pensado sólo en uno, pero, como de costumbre, preparé mucha más masa de la que necesitaba tuve que inventar otro. De todas formas, entre los dos el que más me gustó fue el del haloumi. Las cantidades de relleno que doy aquí son aproximadas, pero he calculado como si se fuera a preparar sólo con uno de los rellenos. Se puede probar con un montón de ingredientes más...



Para la masa:

500 gr de harina de trigo
2 huevos
zumo de remolacha concentrado (yo herví un poco de zumo hasta que se redujera a la mitad. Esto se hace para potenciar el color y lo vi en esta página)
sal
un chorrito de aceite

Mezclar la harina con la sal, formar un hueco en el centro del túper y añadir los huevos ligeramente batidos y el aceite y empezar a amasar. A continuación ir echando el zumo de remolacha poquito a poco hasta que se forme una masa suave y elástica. Tapar y dejar que la masa repose durante al menos 1 hora.

Preparar el relleno.

Opción 1:
400 gr de ricotta
400 gr de haloumi rallado grueso
2-3 cucharadas de hierbabuena seca


Opción 2:

400 gr de ricotta
250 gr de pecorino rallado
pimienta recién molida


Cuando esté todo preparado preparar hojas de masa con la máquina (yo uso el penúltimo grosor, no el más fino de todos) y colocar cucharadas de relleno a lo largo dejando un espacio para poder doblar la masa por encima y tapar el relleno. Doblar la masa y presionar con los dedos entre cada ravioli para que se cierre bien. Cortar con un cortapastas especial para raviolis. Hervir dos o tres minutos en agua y servir con aceite, queso rallado y shitakes rehogados como en este caso. También se pueden congelar.

It's all Greek to me...

For the dough:

500 gr white flour
2 eggs
Concentrated redbeet juice (I just cooked the juice until reduced at half to achieve a more intense colour, as I read in this blog)
a pinch of salt
1 Ts of olive oil

Knead flour with lightly beaten eggs and pich of salt and then add the juice little by little until the dough is soft (not too much though) and elastic. Wrap in film or cover the bowl and let aside for at least 1 hour.

In the meantime prepare the filling.

Option 1:
400 gr ricotta cheese
400 gr coarsely grated haloumi cheese
2-3 Ts of dried peppermint

Option 2:
400 gr ricotta cheese
250 gr grated pecorino cheese
Freshly ground pepper


Roll out the dough in thin sheets with the aid of the special pasta machine (I do not use the finest option thickness, but the previous one) and place spoonfools of the cheese mix along the sheet, leaving a space above so as to be able to cover then the raviolis with the same sheet. After covering them, press with your fingers between them to seal each one and cut with the special ravioli cutter. Cook for 2-3 min in salted water and serve them with olive oil, grated cheese and shitake mushrooms you have previously lightly fried. You can also put raviolis in the freezer for future use.



Mayo romántico I – Bavaresa de fresas Romantic May I – Strawberry Bavaroise



Es primavera – época de fresas y de románticas señoritas que adoran el color rosa, los corazones y - ¿cómo no? – los dulces. Fue la mejor ocasión para preparar una ligera bavaresa de fresas en forma de corazón. Para decorar: fresas bañadas en chocolate blanco al aroma de naranja. La mezcla de chocolate blanco salió un poco líquida y el chocolate resbaló de las fresas, hecho que no nos impidió comerlo de todas maneras despegándolo del papel, pero hubiera quedado más bonito...La receta de la bavaresa es de Marcela. Para las fresas hay que fundir en baño maría una pequeña cantidad de chocolate blanco con un chorrito de nata y añadir ralladura de naranja (preferiblemente ecológica). En cuanto se temple un poco, bañar las fresas hasta la mitad en la mezcla del chocolate y dejar enfriar en papel de cera. La naranja “equilibra” de alguna manera el sabor tan dulce del chocolate blanco y le añade aroma. También resulta muy rico con ralladura de limón (y de cualquier cítrico diría yo pensando hora en el cum cuat, por ejemplo)...


Strawberry Bavaroise
Spring means time for strawberries and little romantic ladies that just adore pink hearts and anything sweet. This is the ideal context to prepare a light strawberry bavaroise (heart shaped) topped with strawberries coated with white chocolate perfumed with orange. I found the recipe here.The white chocolate ended up not too firm and did not “stay” on the strawberries as it should (a fact that did not discourage us at all, as we tasted the chocolate sticked on the paper anyway…). For the chocolate mixture you should temper white chocolate together with some cream; perfume with organic orange zest (any citric would be OK I think, maybe kum kuat…)