martes, octubre 24, 2006

Los buñuelos "callejeros" de Mallorca




Creo que casi más agradable que intentar encontrar o hacer algo ya premeditado es descubrirlo así, de repente, sin esperarlo. Sonará quizás simple, pero me entusiasmó ver un puesto en una calle peatonal de Palma de Mallorca, donde una señora preparaba buñuelos allí mismo y los iba dejando en un recipiente gigante. Mmmm, un recipiente gigante lleno de buñuelos en el que me hubiera apetecido nadar (como a Obelix en la marmita cuando era pequeño - a mí tampoco me dejaron). Nos conformamos así con una bolsita de papel llena (por muy poco tiempo) de buñuelos calentitos espolvoreados de azúcar y canela. Fue, definitivamente, la sorpresa del día.
Estos buñuelos, crujientes por fuera y blandos en el interior, me recordaron los que se hacían en mi casa (y que se siguen haciendo, aunque no tan a menudo). Como no tengo la receta de los de la foto, daré esa que conozco. No hay cantidades porque siempre se han hecho a ojo.

Buñuelos rápidos para desayunar los domingos

En un recipiente se mezcla 1 lata de agua con gas (o soda water) con un chorrito de leche, una pizca de sal y harina de trigo hasta que se forme una masa menos espesa que la del bizcocho, pero más espesa que la de los crepes, por ejemplo. Se fríen cucharadas soperas de esta masa en aceite de oliva. Cuando están todavía calientes se rocían con miel o se espolvorean con azúcar y canela. En una versión más light se podrían hacer a la plancha, pero tardan más y, ¿por qué no decirlo? no están tan ricos.

6 Comments:

Anonymous esparragus said...

Me parece genial que uno pueda ir dando un paseo y encontrarse con un puesto de buñuelos. Y me gusta especialmente porque es original, por lo menos yo nunca he visto buñuelos callejeros. En Madrid ves castañas, churros y a veces goffres. Yo la mayoría de días sólo veo a mi alrededor máquinas de snacks todo-a-un-euro.

13:49  
Blogger Heleni said...

Pero, y las castañas ¡qué ricas están!
Creo que los puestos callejeros más complejos - como el de Mallorca, por ejemplo - requieren clientes con un ritmo de vida más relajado que los de Madrid, o de cualquier ciudad grande.
Las máquinas además tienen la "ventaja" de que no tienes que hablar con nadie...

16:27  
Anonymous esparragus said...

Ya, supongo que eso a veces es una ventaja. Puedes comprarte tres paquetes de patatas seguidos y comértelos allí mismo a toda velocidad sin sentirte avergonzada. El problema es cuando se queda el dinero la máquina, ¿nunca le habéis dado patadas a una máquina muertos de hambre y de rabia tras gastar vuestro único euro suelto?

16:42  
Blogger Heleni said...

No deberíamos sentirnos avergonzados por comer (aunque sean 3 bolsas de patatas), pero nos sentimos. ¡Qué pena!
Lo del dinero y la máquina es terrible. Por lo menos si hubiera una persona allí delante, de algo serviría gritarle y pedirle el dinero.

16:51  
Anonymous Cris y Pedro said...

Enhorabuena Heleni!!!!! la página está genial. Nos han entrado unas ganas terribles de comernos todo y nos hemos emocionado al ver los buñuelos de Mallorca... qué gratos recuerdos!!! El patio de tu abuela en Creta nos da muestras de tu gran tradición culinaria... y se nota en las resultados. ¡¡¡¡¿Podemos adelantar tu cumpleaños? (ese soy Pedro), el año se me está haciendo eterno!!!!. Muchos besos y gracias por compartir tu conocimiento con nosotros.

15:15  
Anonymous Cris y Pedro said...

Enhorabuena Heleni!!!!! la página está genial. Nos han entrado unas ganas terribles de comernos todo y nos hemos emocionado al ver los buñuelos de Mallorca... qué gratos recuerdos!!! El patio de tu abuela en Creta nos da muestras de tu gran tradición culinaria... y se nota en las resultados. ¡¡¡¡¿Podemos adelantar tu cumpleaños? (ese soy Pedro), el año se me está haciendo eterno!!!!. Muchos besos y gracias por compartir tu conocimiento con nosotros.

15:16  

Publicar un comentario

<< Home